jueves, 28 de febrero de 2013

MARIPOSAS EN EL ESTOMAGO




MARIPOSAS EN EL ESTOMAGO
 

Hace un tiempo tuve mariposas en mi estomago, ahora se quedaron a vivir en el, como ocupas de sentimiento,  dejándome vivir a veces, y pasear por las nubes otras, la verdad que todo esto es raro para mí.
 
Durante un tiempo pensé que mis hormonas se estaban volviendo locas, pero como a veces no sentía nada, ni me traicionaba el instinto,  mi corazón a veces cantaba solo, sin yo ponerle intención, dejando que todo esto sucediese, me sentía bien y creí que esa seria mi vida desde ahora.
 
Pero todo se acaba, y las que habían permanecido alojadas en mi estomago murieron, y me sentí envuelta en un papel de celofán dorado, y sin saber porque me protegía y me apartaba de todo y de todos, y eso durante un tiempo estuvo bien, después eso también desapareció, y me quede colgada en una percha del ayer, que ya de nada me servia.
 
Y ayer asenté mi vida, olvide caminos ya recorridos, donde mas de una vez me perdí y el miedo me hizo llorar, y el corazón reír, pero todo lo conocido me hizo sentirme segura, y me gusto, y me mocione al recordar sus ojos, al  oír el viento de sus palabras llegando a mis oídos, y volvieron las mariposas, desaparecieron las llagas de mis pies cansando de andar contra  el viento, y de mis brazos de nadar contra corriente.
 
Espero y vivo, sueño y susurro su nombre, camino cada día en un amanecer que no me angustia, y dejo pasar el tiempo por mis manos llenas, que aun pueden amar.

 

10 comentarios:

anayaika dijo...

Buenas noches Amiga!!!! Me gusta mucho esto que dices de:"Dejo pasar el tiempo por mis manos llenas...que aún pueden amar". Para el amor no hay edad. No es bueno quedarse suspendido en el pasado. Yo ahora estoy viviendo un amor calmado, tranquilo pero a la vez feliz. Nunca imaginé que fuera así. Un besazo

CHARO dijo...

Que escrito más bonito y lleno de sentimiento Lola...sí ya sé que tus escritos no tienen nada que ver contigo pero cuando leo algo cómo lo de hoy me haces pensar en quién es la protagonista de tus fantasías.Besotes

Jorge Ampuero dijo...

Hay mariposas que emigran como los pájaros, pero siempre vuelven a deslumbrarnos los ojos y el corazón. Buen texto.

Saludos ;-)

José Manuel dijo...

Esa maravillosa sensación nunca llega a desaparecer del todo, quedan ilusiones y esperanza de recuperar el amor. ¡Precioso!

Feliz fin de semana
Besos

Antorelo dijo...

¡Cuánto significa tener mariposdas en el estómago! Muy bonito.
Un abrazo

Lola dijo...

Hola Ana, me gusta verte volver, a veces pienso que te he perdido como lectora, como amiga… me alegra tu comentario. Un beso grande.

Lola dijo...

Hola Jorge, se siempre bienvenido a mis blogs. Me ha encantado ir a conocer tu casa. Gracias por tu visita. Un abrazo.

Lola dijo...

Hola Charo, muchas gracias por tu comentario lleno de cariño. Un beso.

Lola dijo...

Hola José Manuel, sí que es deliciosa esa sensación de las mariposas en el estomago, y en verdad que es bueno que jamás desaparezca. Gracias por tu comentario. Un abrazo.

Lola dijo...

Hola Antorelo, sí que se sienten bien esas mariposas revoloteando dentro de nosotros, es una magnifica sensación que no debería pasar jamás. Un abrazo.