martes, 14 de enero de 2014

LOCURAS


 
 
LOCURAS
 
No solamente las palabras dicen locuras, eso mejor que nadie lo hacen las miradas, y las almas, nuestras almas que hacen el amor ante que nuestros cuerpos, quizas ellas se conocian antes que nuestras presencias, y eso fue lo importante.
 
 
Y nacieron las estrellas amandonos, llegaron  al lado de la brisa, fuimos justos dandolo todo hasta hartarnos, y llego el amanecer en tus brazos, mi cabeza se poso sobre tu corazon, y le oi gemir, mientras el ardor empezo a descansar junto a nosotros.
 
 
Soñe que ambos nos compartiamos, que entrabamos en un lugar fuera del tiempo, y fui simplemente tuya, y nada es mas importante para mi que... pisar contigo el paraiso.
 


 

8 comentarios:

Luján Fraix dijo...

Es bueno agregar un poco de locura a la rutina. Demasiado cordura trae apatía.
Me encantó este poema querida Lola.
Besos

Lola dijo...

Hola Luján, es verdad que la locura es buena a veces, pero no es fácil siendo persona seria. Gracias por tu visita. Un abrazo amiga.

José Manuel dijo...

Hay locuras que te hacen vivir intensamente y disfrutar con pasión ciertos momentos... ¡Bendita locura!

Besos

Amapola Azzul dijo...

Pues la verdad es que me alegro¡
Un beso, feliz semana.¡

Bella poesía .

Teresa dijo...

¡ Que preciosa locura. Besitos.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Lola, tu escrito me ha encantado, está lleno de magia, de ilusión, de esperanza y de fortaleza...Tengo la sensación de que tus letras te las han dictado desde el cielo, amiga...Y las hago mias, me han gustado mucho.
Mi felicitación y mi abrazo inmenso...Espero, que estés bien y llena de ánimo para seguir compartiendo la vida.
M.Jesús

CHARO dijo...

Pues tuviste un sueño estupendo Lola yo aquí en este "hotel" del gobierno donde sigo no te permiten soñar pues cada vez que me quedo algo dormida me despiertan algunos de los "empleados" que entran sin llamar a la habitación a prestar algún servicio o el "compañero" de habitación para pedirme algo......Besicos

Lola dijo...

Luján, José Manuel, Amapola Azzul, Teresa, Mª Jesús, y Charo, mil gracias por vuestras visitas, estoy de bajón… pero volveré a estar bien en unos días. Un abrazo enorme a todos.